El modelo 720 para Bitcoin y otras criptomonedas

El modelo 720 para Bitcoin y otras criptomonedas

En el anterior artículo abordamos las principales novedades legislativas sobre la tributación de criptomonedas en España.

Esas novedades llegarán con la modificación de la ley 10/2010, de 28 de abril, de prevención del blanqueo de capitales y de la financiación del terrorismo.

Hoy abordaremos el modelo 720 que afectará a Bitcoin y al resto de criptomonedas.

Lo haremos de la mano de dos abogados especializados en derecho tributario.

Obligaciones para los tenedores de criptomonedas

Antes de entrar a fondo en el modelo 720, conviene contextualizar.

El proyecto ley incorpora la obligación de proporcionar información a la Administración en un doble sentido:

  1. a) A los tenedores de criptomonedas (residentes fiscales españoles).
  2. b) A los exchanges u operadores del mercado con sede en España.

Para los usuarios de criptomonedas

Los residentes fiscales en España deben informar sobre la posesión de criptomonedas consideradas en el extranjero, si en conjunto superan el valor de 50.000 euros a fecha de 31 de diciembre.

Cuando el proyecto de ley entre en vigor, la obligación de información se hará efectiva mediante el modelo 720.

El incumplimiento informativo anterior va acompañado de sanciones exageradas.

Importante: estas obligaciones se prevén en el nuevo proyecto de ley, que todavía no está en vigor, por lo que a fecha de este artículo no son de aplicación.

Para los exchanges u operadores

Los operadores y exchanges radicados en España o con un establecimiento permanente en territorio español deberán suministrar información de cuentas, saldos y movimientos de sus usuarios a la Agencia Tributaria.

Además, se prevé la creación de un nuevo Registro, supervisado por el Banco de España, en el que deberán inscribirse aquellos operadores (personas físicas o personas jurídicas) que operen en el mercado de las criptomonedas por cuenta de terceros u ofreciendo servicios de custodia, cambio o liquidez.

A su vez, se prevé establecer mecanismos de coordinación a nivel europeo para intercambiar información con otros estados acerca de los movimientos que los usuarios lleven a cabo mediante estos operadores.

Todo ello con el fin de obtener información acerca de la operativa y trazado de las criptomonedas de los usuarios.

La obligación de información  internacional (través del modelo 720) y la obligación de información a nivel nacional

La Agencia Tributaria ya está haciendo uso del poder que ofrece la inteligencia artificial y el big data con el objetivo de obtener información de ciertos productos, como las criptomonedas.

¿Su objetivo?

Acabar con el fraude fiscal y garantizar que se cumpla el principio constitucional de que cada obligado tributario pague sus tributos de conformidad con su capacidad económica, tal y como establece el artículo 31 de la Constitución Española.

Hoy, la AEAT ya posee cierta información sobre inversores en criptomonedas. En 2020 la AEAT poseía información acerca de aproximadamente unos 66.000 usuarios de las criptomonedas obtenida mayormente a partir de requerimientos de información a operadores obligados a suministrarla.  Para hacerse una idea del avance que ha tenido la AEAT, en 2019 poseía información acerca de 17.000 usuarios.

Pues bien, el Proyecto de Ley de medidas de prevención y lucha contra el fraude fiscal avanza en ese sentido y establece lo siguiente.

Obligación de información a nivel nacional

Citamos textualmente la Exposición de Motivos del Proyecto de Ley:

“A su vez, con la finalidad de reforzar el control tributario sobre los hechos imponibles relativos a monedas virtuales, se establecen dos nuevas obligaciones informativas referidas a la tenencia y operativa con monedas virtuales.

Así, se introduce una obligación de suministro de información sobre los saldos que mantienen los titulares de monedas virtuales, a cargo de quienes proporcionen servicios en nombre de terceros para salvaguardar claves criptográficas privadas que posibilitan la tenencia y utilización de tales monedas, incluidos los proveedores de servicios de cambio de las citadas monedas si también prestan el mencionado servicio de tenencia.

Igualmente, para estas mismas personas o entidades, se establece la obligación de suministrar información acerca de las operaciones sobre monedas virtuales (adquisición, transmisión, permuta, transferencia, cobros y pagos) en las que intervengan. Esta misma obligación se extiende a quienes realicen ofertas iniciales de nuevas monedas virtuales..”

Es decir; se obligará a los operadores que proporcionan servicios en nombre de terceros para salvaguardar claves criptográficas privadas con el fin de posibilitar la tenencia y la utilización de criptomonedas.

Estos operadores deberán aportar información sobre los saldos que mantienen los titulares de monedas virtuales.

Además, tendrán que suministrar información acerca de las operaciones con monedas virtuales (adquisición, transmisión, permuta, transferencia, cobros y pagos) en las que intervengan.

La obligación se extiende a quienes realicen ofertas iniciales de nuevas monedas virtuales.

En definitiva, los operadores con sede en España deberán proporcionar información en un doble sentido:

  • Suministrar información sobre la totalidad de las monedas virtuales que mantengan custodiadas: saldos e identificación de los titulares, autorizados o beneficiarios.
  • Comunicar a la Agencia Tributaria las operaciones de adquisición, transmisión, permuta o transferencia relativas en criptomonedas. Esto obliga a los que ofrezcan servicios de cambio entre monedas virtuales y dinero de curso legal o entre diferentes criptos.

Obligación de información a nivel internacional

La obligación de información internacional implicará directamente a los propios usuarios que se mueven en el entorno criptográfico. A los poseedores de Bitcoin y otras criptomonedas.

Tendrán que presentar el modelo 720 de declaración de bienes en el extranjero

Esa declaración debe incluir todas las monedas virtuales de las que sea titular, beneficiario, autorizado o tenga poder de disposición y sean consideradas en el extranjero.

Sin embargo, a día de hoy ya existe obligación de presentar el polémico 720, Regulada en el Real Decreto 1065/2007, de 27 de julio (Reglamento General de las actuaciones y los procedimientos de gestión e inspección tributaria).

Esta norma de 2007 establece la obligación de informar mediante el modelo 720 sobre los bienes y derechos que el obligado tributario español tenga en el extranjero y superen los 50.000€.

Esta obligación abarca tres tipos de bienes:

  1. a) Cuentas en entidades financieras situadas en el extranjero.
  2. b) Valores, derechos, seguros y rentas depositadas, gestionadas u obtenidas en el extranjero.
  3. c) Bienes inmuebles y derechos sobre bienes inmuebles situados en el extranjero.

Entre estas tres especificaciones no se encuentran los criptoactivos, motivo por el cual esta obligación a fecha de hoy no es aplicable a los tenedores de criptomonedas.

Sin embargo, como ya se ha expuesto, el legislador español va en esa dirección y pretende extender esta obligación a los tenedores de criptomonedas.

Mover las monedas del extranjero a territorio nacional para no declararlas en el modelo 720 no debería ser una opción puesto que los operadores nacionales deben dar información sobre cualquier movimiento

¿Cuándo presentar el modelo 720 para Bitcoin y otras criptos?

La fecha límite para declarar el modelo 720 es el 31 de marzo.

En el modelo se deben hacer constar los bienes y derechos ubicados en el extranjero que el obligado tributario tenga a fecha 31 de diciembre del año inmediatamente anterior.

Sanciones por no presentar el modelo 720

Por la no presentación del citado modelo se establecen las siguientes sanciones:

  • 5.000 euros por cada dato o conjunto de datos que hubiera debido incluirse en la declaración o hubieran sido aportados de forma incompleta, inexacta o falsa, con un mínimo de 10.000 euros.
  • 100 euros por cada dato o conjunto de datos referidos a cada moneda virtual individualmente considerada según su clase, con un mínimo de 1.500 euros, cuando la declaración haya sido presentada fuera de plazo sin requerimiento previo de la Administración Tributaria.

Aunque dichas sanciones están en entredicho. La Comisión Europea ya ha advertido a España del importe desproporcionado de las mismas, señalando que vulneran las libertades comunitarias, pues como ya hemos expuesto antes el modelo 720  ya es de aplicación a otros activos, y las sanciones desproporcionadas no son algo nuevo cuando hablamos del citado modelo.

¿Afecta la ubicación de las criptomonedas a la declaración de las mismas?

La AEAT apunta, por el momento, que la ubicación física debería determinarse en función de la localización del Exchange, del wallet, del ledger, etc.

Pero no ha sentado todavía los criterios para ello, por tanto es arriesgado hacer interpretaciones.

Nadie  se esperaba la consulta consulta vinculante V0999-18 , y desde entonces la AEAT ha considerado cada cambio entre cripto (por ejemplo ETH-BTC) como una permuta, y nos ha obligado a tributar por cada una de estas operaciones.

Atendiendo a las desproporcionadas sanciones que  conlleva el incumplimiento de la obligación de declarar mediante el 720, y dado que no existen criterios claros asentados sobre como determinar la ubicación de los criptoactivos es  arriesgado hacer según que interpretaciones .

Nos explicamos un poco mejor: Si bien es cierto que con las llamadas wallets frías el control efectivo de las claves criptográficas se encuentra donde se encuentre el usuario, dependiendo de qué sistema se utilice para acceder a las criptomonedas, quien presta el servicio para poder acceder a estas es un operador extranjero. Esta es una zona gris muy peligrosa si hablamos de  las elevadas sanciones del modelo 720.

Sobre la regulación del entorno cripto

En nuestra opinión, se está empezando la casa por el tejado, habida cuenta que todavía no se ha establecido legalmente, salvo por consultas, como debe tributarse en este sector (tipificando las operaciones, legislando sobre su tributación, etc…)

Se está pidiendo información sobre el mercado, cuando todavía no se sabe que tratamiento fiscal van a tener ciertos activos.

En este sentido, llama poderosamente la atención el Informe de la OCDE de 12 de octubre de 2020 relativo al “Taxing Virtual Currencies: An Overview of Tax Treatments and Emerging Tax Policy Issues” en donde la justificación de la OCDE es que:

“Los criptoactivos, y las monedas virtuales en particular, se están desarrollando rápidamente y los encargados de la formulación de políticas fiscales se encuentran todavía en una fase temprana de consideración de sus consecuencias”.

Hasta ahora, las implicaciones de la política fiscal y la evasión han estado en gran parte inexploradas, aunque constituyen un aspecto importante del marco normativo general.

El informe ha sido preparado con la participación de más de cincuenta jurisdicciones, y representa el primer análisis exhaustivo de los enfoques y las lagunas de las políticas en los principales tipos de impuestos (impuestos sobre la renta, el consumo y la propiedad).

En él se examinan también las repercusiones fiscales de una serie de cuestiones incipientes, entre ellas el creciente interés por las stablecoins y las “monedas digitales de los bancos centrales”.

Pero lo cierto es que a fecha de hoy, en España, no tenemos legislación sobre la materia y se está regulando la misma mediante consultas de la AEAT las cuales consideran a las criptomonedas como medios de pago o divisas, pero no como moneda, lo que implica que todo movimiento que se haga con la misma tenga la consideración de una alteración patrimonial, como si de una permuta de activos se tratara, generando alteraciones patrimoniales todas los cambios de moneda.

El entorno cripto se enfrenta a grandes retos a corto, medio y largo plazo.

La regulación global de las criptomonedas está a la vuelta de la esquina.

———————————————————

📌 SMART GLOBAL TAX es una firma que nace de la necesidad de dar una respuesta ante la falta de regulación, conocimiento y seguridad jurídica que a fecha de hoy tiñen el sector de las criptomonedas.

Pretendemos ser el punto de encuentro entre la experiencia de la práctica fiscal y jurídica y la innovación tecnológica, aglutinando profesionales con una larga y prestigiosa trayectoria profesional en el asesoramiento fiscal y tributario y jóvenes talentos del mundo jurídico adentrados en el sector de las criptomonedas desde 2018. 

🤝 Estamos a tu disposición en este email info@smartglobaltax.com

(1) Comentar

  • Carolina 13 marzo 2021 @ 14:45

    Gracias por el articulo,
    No me ha quedado claro de si teniendo mas de 50000 euros en criptomonedas en el extranjero a 31 de diciembre de 2020, hay que presentar el modelo 720 y qué datos son los que habría que aportar.
    Saludos y gracias

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

6/6
Este número es indicativo del riesgo del producto, siendo 1/6 indicativo de menor riesgo y 6/6 de mayor riesgo

Entre un 74-89% de las cuentas de inversiones minoristas, pierden dinero al negociar CFD. Debe considerar si puede permitirse perder su dinero. La CNMV ha determinado que los CFD y Forex son productos difíciles de entender y non son adecuados para los inversores minoristas debido a su complejidad y al alto riesgo que conlleva.